domingo, 20 de diciembre de 2009

Alguien me contó que llevaba cien días encerrada en aquel bar, pidiendo fuego o alguna pista que le ayudara a encontrar la luz dentro del laberinto, el mapa donde está escondido, el mar donde arden las promesas, donde solías naufragar.

1 comentario:

Ailu dijo...

Tenes carita de tierna jeje :)