domingo, 12 de julio de 2009

El hombre ¿Fiel?
Esta la historia de una pareja que estuvieron juntos durante mucho tiempo, y decidieron casarse... Los padres del novio lo ayudaron en toda forma posible, sus amigos lo apoyaban, y su novia era un sueño. Solo había una cosa que a el le molestaba: la mejor amiga de ella. No era ni metepúa, ni molesta como seguramente estás pensando, si no que muy inteligente y sexy, y a veces coqueteaba con el (le tiraba onda, PERRA!), lo cual lo hacía confundirse (calentarse?). Un día, la amiga de su novia lo llamó por teléfono y le pidió que por favor fuera a su casa a ayudarla con la lista de los invitados de la boda. Así que fue para allá, para ayudarla, claro. Ella estaba sola, y cuando el lleguó lo estaba esperando con poca ropa, muy insinuante por cierto (si asi: como una trola), le dijo que lo deseaba como a nadie y no se aguantaba más (le calentaba?), y tomando en cuenta que se iba a casar con su mejor amiga entregandole su vida para siempre, le pidió que antes que se casaran, quería hacer el amor con el solo una vez asi se olvidaba de el por completo (así se sacaba las ganas)... Total, no era tan grave no? (JÁ, QUÉ NO!!) ¿Y el qué podía decir? Estaba totalmente sorprendido, atónito, y no dijo ni una palabra (estaba al palo, para serte sincera). Ella le dijo con voz atractiva (alias, de petera): "Voy a subir a mi cuarto, y si me deseas me tendrás." Le miró bien el orto mientras subia las escaleras (Y si, era como las putas de la tele, y estaba entregadisima ensima, qué más podía pedir?). Pero el, se levanto del sillón y estuvo así, de pie, por un momento. Penso durante unos segundos. Era la oportunidad de su vida, una perra esperandolo (para cojer, claro) y su novia jamás se enteraría. Sin embargo se dio vuelta y fue a la entrada principal de la casa, y salió a la calle, se dirigía a su auto estacionado. Cuando salió se encontro con una inesperada sorpresa: era su novia que lo estaba esperando. Muy sorprendido le dijo: "¿Qué haces aca?, no te esperaba". Ella llorando muy emocionada lo abrazo y le dijo: "Por supuesto que no me esperabas, y tampoco vine de casualidad. Estoy muy feliz y orgullosa de vos. Pasaste mi última prueba, y te soy sincera, pense que ibas a aceptar su propuesta, ella es irresistible, pero no lo hiciste... Estoy más que segura que no podría tener a mi lado a un mejor hombre como futuro esposo, vamos a ser felices, te lo prometo" (y blabla, etcétera etcétera).

Moraleja de esta historia:

Si sos hombre, siempre deja los forros en el auto.
Y si sos mujer, no seas tan inocente como la pelotuda de arriba.

4 comentarios:

yoompe dijo...

solo lei los primeros dos renglones y los ultimos dos para saber de que historia se trataba
(los años q debe tener)
y creo que todavia me sigo riendo de ella u.u

yompe :)

Maru! dijo...

jaja diooos cuando encuentre un hombre q sea asi me caso posta, jaja
no creo q en la vida real un hombre rechace esa propuesta,, son todos tan forros :/
en fin, me seguis? dale avisame y yo tmb te sigo ;)
besote

D a n a . dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Maru! dijo...

aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa con razooon, ya la entendi ajajaja
aahorate sigo ;)