domingo, 18 de enero de 2009

A veces Marte y Venus se llevan m a l.

No es cuestión de maldad.

Es duro aprender a amar.

Y acá estoy despidiéndome,

mascando tu rencor, lo sé.

No me quedo más que aceptar,

soy tan culpable como vos.



No hay comentarios: